viernes 03 de julio de 2020 - Edición Nº1383
Critica Sur » Malvinas » 22 jun 2020

POLITICA

Malvinas: el Gobierno desarma los compromisos firmados por Mauricio Macri

El giro diplomático del Gobierno en la relación con las Islas Malvinas podría impactar en la economía del archipiélago.


El giro en la cuestión Malvinas que adoptó el Gobierno al principio de su gestión y que impulsó con fuerza en los últimos días anula en los hechos algunos puntos de la declaración conjunta que la Argentina y el Reino Unido firmaron en 2016, en los albores de la presidencia de Mauricio Macri.

El envío al Congreso del proyecto de ley que prevé aumentar sustancialmente las sanciones a los pesqueros que realicen actividades ilegales en aguas argentinas, alrededor del archipiélago, deja obsoleto uno de los puntos del comunicado que firmaron en su momento el exvicecanciller argentino Carlos Foradori y su par británico, Alan Duncan. Se trata de un golpe directo a una actividad que es central en las islas, que en 2019 representó 23.640.860 millones de libras, unos 29.370.000 de dólares, en concepto de venta de licencias de pesca.

En sentido contrario a la declaración con la que el macrismo buscó relanzar la relación bilateral con Londres más allá de la disputa por soberanía, el canciller Felipe Solá y el secretario de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur, Daniel Filmus, impulsan tres proyectos de ley vinculados con las islas, entre los que figura una actualización de las multas a la pesca ilegal previstas en la ley 24.922, de 1997, por considerar que las sanciones vigentes no terminan por desalentar la actividad en la región.

"La multa más baja será de un equivalente a 300 mil litros de gasoil, más el valor de toda la pesca que haya en la bodega, más lo que sería el gasto de acarreo hasta el puerto más cercano en la costa", adelantó Solá en una entrevista que brindó a la señal A24.

La pesca es uno de los principales ingresos a la economía de las Malvinas , cuya administración entrega licencias a pesqueros de otros países para trabajar en la zona. De aprobarse las nuevas multas, el sector podría verse afectado.

La iniciativa afecta el punto de la declaración de 2016 que establece que la Argentina adoptará "las medidas apropiadas para remover todos los obstáculos que limitan el crecimiento económico y el desarrollo sustentable de las Islas Malvinas, incluyendo comercio, pesca, navegación e hidrocarburos".

El Gobierno promueve también cambios en otros puntos de la declaración conjunta, como en el intercambio de información. Si bien se mantendrá la vinculación en el ámbito científico, Buenos Aires dejará de brindar datos relacionados a la pesca.

"Todos los años debíamos intercambiar información, entre otras cosas, sobre pesca. Era para demostrar que la Argentina se llevaba bien con el Reino Unido y que no interrumpiría el desarrollo de las islas. Decidimos suspender el intercambio de información y no les vamos a informar más cuánto calamar tenemos: cuando les dábamos información a ellos les estábamos diciendo cuántas licencias de pesca podían dar los que usurpan las islas", dijo Solá.

Asimismo, está en revisión el apartado del comunicado en el que ambos países se comprometen a "fortalecer la relación entre las dos Fuerzas Armadas".

Sin el Congreso

En el Gobierno aseguran que no es necesario pasar por el Congreso para avanzar en estas medidas, pues el comunicado de 2016 no se trató en el Parlamento.

Sin embargo, el comunicado conjunto, que está por cumplir cuatro años y que en su momento despertó un fuerte rechazo del kirchnerismo, no sufrirá modificaciones en otros puntos, como el compromiso bilateral para avanzar en la cuestión humanitaria. Ese punto fue el que agilizó la misión del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) en las islas para identificar los cuerpos de los soldados argentinos enterrados en el cementerio de Darwin.

Tampoco habrá modificaciones -"por ahora", dicen en la Cancillería- en el esquema de vuelos comerciales desde y hacia el continente, que se amplió el año pasado con la incorporación de una nueva ruta. La conexión aérea es uno de las preocupaciones permanentes de los isleños.

La oferta actual está compuesta por vuelos operados por las filiales de Chile y Brasil de Latam, que unen las Malvinas con esos dos países con escalas mensuales en Río Gallegos y Córdoba. El anuncio de Latam Argentina de abandonar las operaciones en nuestro país no influiría, en principio, en las rutas operadas por las otras filiales.

Por su parte, no se prevén cambios en la intención de aumentar el vínculo comercial y cultural.

(La Nación)

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS