viernes 22 de noviembre de 2019 - Edición Nº1159
Critica Sur » Municipios » 6 ago 2018

SALUD PÚBLICA

Medicamentos vencidos podrán ser depositados en urnas instaladas en farmacias de la ciudad

El proyecto de gestión de medicamentos vencidos -impulsado por la concejal Miriam Mora- logró el apoyo del Municipio y el Colegio de Farmacéuticos. Será sancionado en la próxima sesión ordinaria del Concejo Deliberante y permitirá que los vecinos depositen medicamentos vencidos en urnas que serán especialmente instaladas en todas las farmacias que adhieran a la propuesta.


Tras varios meses de trabajo en la comisión de Planeamiento Urbano, Participativo y Desarrollo Local, que preside la concejal Miriam Mora, el proyecto de gestión de medicamentos vencidos logró dictamen para ser aprobado en la próxima sesión ordinaria.

De este modo, la comunidad podrá depositar medicamentos vencidos en urnas que serán instaladas en las farmacias de toda la ciudad.

La idea es concientizarnos que estos medicamentos que quedan vencidos en los hogares no vayan al cesto de residuos común, dado que necesitan tener un tratamiento de residuo patológico final”, resumió la edil que impulsó el proyecto.

La iniciativa se terminó de modificar el viernes último junto a funcionarios municipales y representantes del Colegio de Farmacéuticos. El encuentro que se realizó en la sala de Comisiones y contó además con la participación del concejal Raúl von der Thusen.

En representación del Colegio de Farmacéuticos asistieron su presidenta, Mónica Benítez y el Dr. Pablo Romero, director General de Regulación Sanitaria.

“Se han realizado todas las modificaciones y acotaciones necesarias para que realmente sea un proyecto que vaya al recinto, hemos solicitado dictamen del mismo que y pueda ser aprobado sobre tablas”, detalló Mora, que agradeció al “Colegio de Farmacéuticos y al Municipio por la participación que han tenido para poder avanzar en el desarrollo del proyecto”.

Para Mora el “objetivo es poder ser útil a la comunidad siendo que se trata de un proyecto de medicamentos vencidos, como así también de aquellos que aún no están vencidos”, señalando que “a veces cuando se compran jarabes para la tos por ejemplo, casi nunca se terminan de consumir, y quedan guardados en heladeras”.

“Algunos van directamente a la basura o son desechados en la bacha de una cocina con agua, por la cual la idea es concientizarnos que estos medicamentos que quedan vencidos en los hogares no vayan al cesto de residuos común, dado que necesitan tener un tratamiento de residuo patológico final, y esta es la idea de este proyecto”.

Y remarcó: “Las farmacias tendrán una urna donde el vecino podrá colocar los medicamentos vencidos, con una planilla a completar con el dato del medicamento por ejemplo, los cuales después servirían para estadísticas”.

La edil entendió también que finalmente no será “necesario tomar el dato de la persona que entrega el medicamento vencido por una cuestión de respetar la privacidad de la misma, pero sí será anotado en la planilla el antibiótico, o los genéricos que llevan, de forma de poder concientizar a la gente, generar estadísticas, y ver también cuanto es lo que nosotros volcamos al cesto de residuos de un hogar”.

“Es una normativa que ha sido muy trabajada, dejando conforme a todas las partes que han participado”, señaló.

“Es un proyecto muy interesante”

Por su parte, la presidente del Colegio de Farmacéuticos, Mónica Benítez, opinó que se trata de “un proyecto muy interesante y acorde a la realidad actual de nuestra ciudad, que es proporcionar a la población un modo de desechar aquellos medicamentos que están vencidos o que se han dejado de usar de una manera segura”.

Para la profesional, de este modo se evita perjudicar al medio ambiente y dijo que “es algo que se está haciendo y que se está promoviendo en varias provincias”.

Es bueno que nosotros vayamos en el mismo camino”, sostuvo.

Entre los cambios que se realizaron a la normativa, la profesional sostuvo que estos se dieron “más que nada en la forma y en cómo se iba a implementar”, explicando que “la idea es que cada uno de los sectores de la sociedad puede colaborar, y sobre todo poder organizarlos de una manera segura”.

“Es importante una vez aprobado el proyecto se puedan incorporar la mayor cantidad de farmacias, dado que cuanto más farmacias adhieran, más recepción de medicamentos vencidos habrá”, agregó.

Respecto del medicamento vencido que sale de la farmacia, Benítez dijo que se debe de “realizar un seguimiento, el cual lo hace una empresa registrada para el transporte de residuos peligrosos, de forma que la ley sea cumplida dentro de la seguridad que esto requiere”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS