miércoles 17 de enero de 2018 - Edición Nº485
Critica Sur » En foco » 11 dic 2017

CIENCIA

Curiosidades del pan de indio, un bocadillo bien patagónico

El "Pan de indio" es un hongo comestible que provoca unas deformaciones en la lenga, formando los famosos "nudos de lenga". Antiguamente era comido por los Yaganes e incluso hoy en día es recolectado para diversas preparaciones y forma parte del Código Alimentario Argentino.


Todos los que alguna vez salieron a caminar por las áreas naturales boscosas de Tierra del Fuego han visto unos “globos” amarillos blancuzcos de 2 a 5 cm., adheridos a las ramas de los árboles de lenga, ñire o guindo, o simplemente en el suelo.

Muchas veces también pueden verse de color negro con agujeros, a modo de esponja. Estos “globos” no son frutos, sino hongos parásitos de la especie Cyttaria darwinii y son comúnmente conocidos como “pan de indio” explica el licenciado Pablo Jusim en una nueva publicación de Colección La Lupa, la revista científica del Cadic.

Este “pan” causa que los árboles generen agallas, que son esas grandes bolas o nudos de madera que crecen como tumores y provocan la muerte de las ramas aunque, en general, no la del árbol.

Se desarrolla entre primavera y verano, y pese a ser bastante insípido, antiguamente era comido por los Yaganes y de ahí el origen de su nombre.

Incluso hoy en día es recolectado para diversas preparaciones formando parte del Código Alimentario Argentino.

Gracias a varias investigaciones, hoy se sabe que este hongo tiene gran cantidad de proteínas y se encontró que baja la presión sanguínea en ratas, aunque aún no existen muchos estudios sobre este efecto en humanos.

 

Fuente: La Lupa

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS