sábado 16 de diciembre de 2017 - Edición Nº453
Critica Sur » Industria » 7 dic 2017

POLÉMICA TRAS EL ACUERDO

Marcha atrás de la UOM: “El acuerdo está en plena vigencia” aseguró Hellemeyer

El titular de AFARTE afirmó hoy que pese a que el sindicato metalúrgico se negó a firmar la homologación del acuerdo firmado el 13 de noviembre, el mismo se encuentra “en plena vigencia”. “La UOM Río Grande puede hacer el pataleo que quieran pero la verdad es que lo firmaron en plena libertad”, dijo y aseguró que "este acuerdo es la llave de la sostenibilidad del régimen".


La UOM de Río Grande dio marcha atrás y no firmó la homologación del acuerdo para la industria de Tierra del Fuego, en repudio a la eliminación del mecanismo de licencias no automáticas a la importación, que hará crecer el ingreso de electrónicos a la Argentina. Sin embargo, para una de las contrapartes del acuerdo, el presidente de AFARTE Federico Hellemeyer, la situación no cambia por la homologación y el acuerdo "están en plena vigencia”.

Así lo aseguró el titular de la cámara empresaria en declaraciones a Fm Aire Libre donde señaló además que “la UOM Río Grande puede hacer el pataleo que quiera pero la verdad es que al acuerdo lo firmaron en plena libertad” dijo recordando que el propio Oscar Martínez “leyó, revisó e hizo aportes durante la elaboración del documento” el 13 de noviembre pasado.

“Vemos esta situación con preocupación por la actitud que toma la contraparte de la relación colectiva porque ese acuerdo fue hecho con absoluta libertad”, aseguró.

Hellemeyer aseguró que omitió hacer referencias a las denuncias de extorsión a la que hizo referencia la UOM “porque entendí que era la manera que el gremio quería comunicar este proceso internamente que yo entiendo que es duro y significa un esfuerzo”.

La realidad es que esa extorsión no existió, el secretario de la UOM Río Grande (Oscar Martínez) tuvo en sus manos el documento en borrador mucho tiempo antes, lo revisó, lo corrigió, le hizo cambios, le hizo enmiendas, y todo eso se produjo antes que él lo suscriba con lo cual en la relación colectiva no hubo tal extorsión”, aseguró.

“Nosotros entendemos que esta es una instancia difícil, la suspensión de las paritarias es un gran esfuerzo por parte de los trabajadores que valoramos y que se da en un contexto de esfuerzos por las otras partes también, porque la parte empresaria resigna rentabilidad, se está comprometiendo a cosas muy desafiantes como son mejorar la logística y el costo de transporte, mejorar los procesos productivos en términos de bajar los costos de insumos”, afirmó el representante de AFARTE y agregó que “el Gobierno Provincial también se compromete con lo que tiene que ver con la resignación de recaudación fiscal provincial, en una cuestión tan sensible en este momento”.

Hellemeyer dijo que hasta hace pocos días “nosotros estábamos al borde del abismo, y me parece que estamos perdiendo perspectivas del riesgo que representa meter ruido en todo esto”.

Además aseguró que pese a que la UOM no homologó el acuerdo ante el Ministerio de Trabajo “el acuerdo está en plena vigencia, no se elaboró ningún otro documento, ante el ministerio se presentan los documentos firmados el 13 de noviembre uno por Ushuaia y otro por Río Grande, aunque el contenido es el mismo, porque el único contenido de ese acuerdo es la suspensión de paritarias durante 24 meses y la cláusula de paz social”.

“Acá hay comportamientos que responden  a cuerpos orgánicos, la UOM es un sindicato nacional con determinado verticalismo y por eso el secretario Gremial de la UOM, habiendo visto que el secretario regional lo firma, se presenta y lo homologa”, sostuvo.

El titular de AFARTE remarcó de esta manera que “el pedido de homologación se hace el 13 de noviembre cuando Martínez y Tapia firman el acuerdo, y ahora lo que el Ministerio de Trabajo llama es a ratificar firmas, nada más. Es la culminación de un trámite administrativo, lo que se ha hecho acá es un gran barullo y buscar confundir a la gente como si esta era una instancia distinta a la otra”.

“El convenio está vigente y establece que se suspenden las paritarias por 24 meses y que hay paz social para las dotaciones al 13 de noviembre de 2017, que no haya despidos está garantizado por la paz social”, sostuvo.

Respecto al anuncio de la UOM de que el primero de julio de 2018 realizarán un pedido de aumento salarial, el representante de la cámara empresaria indicó que “falta mucho tiempo para ese día y esto es algo que va a transcurrir un periodo en el cual se dirimirá cuáles son estos conflictos que se dan dentro de la UOM Río Grande, el acuerdo está vigente, la UOM de Río Grande podrá hacer todo el pataleo que quiera pero la UOM de Río Grande lo firmó en completa libertad y con la correcta representación y así se comprometió”.  

“De la manera en la cual la seccional quiera manejar este tema en el mientras tanto, que lo haga, a nosotros nos preocupa y lo vemos desde cierto punto hasta como una cuestión un poco irresponsable, porque desde el 13 de noviembre empezó un camino que tiene que ver con hacer a la competitividad y lo que necesitamos es que todos los sectores que tienen que ver con la fabricación de electrónicos se comprometan con esto y también hagan sus esfuerzos”, manifestó.

En esta línea sostuvo que “si no logramos que todo eso se produzca, todo el tremendo esfuerzo que hacen los trabajadores de Río Grande y Ushuaia se ve en riesgo porque no vamos a poder lograr las metas de competitividad que tenemos que es lo que nos va a asegurar el sostenimiento de la actividad y los puestos de trabajo”.

Hellemeyer aseguró que la baja de precios de los electrónicos ya se puede verificar y que esa es la garantía del sostenimiento del régimen. “Las empresas electrónicas Argentinas están en Tierra del Fuego hace años y tienen vocación de quedarse, y todo lo que se está haciendo incluso a riesgo de resignar rentabilidad, se hace para continuar con la producción local, nadie quiere un escenario de conflictividad social ni donde haya desempleo. Pero para trabajar tenemos que entender de una vez por todas, que tenemos que hacer un esfuerzo, no va más hacerlo como lo venimos haciendo hasta ahora”, sumó.

Tenemos que tener productos más económicos y esa va a ser la garantía que nos va a proteger frente al importado y frente a las amenazas que se ciernen desde sectores que discuten el régimen fueguino”, sumó.

Finalmente indicó que “este acuerdo garantiza la continuidad de producción de las fabricas sin ninguna duda, este acuerdo es la llave de la sostenibilidad del régimen y este acuerdo y el cumplimiento de las metas de competitividad (más baratos) es además la base para apoyarnos en cualquier discusión futura de prórroga”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS