domingo 17 de diciembre de 2017 - Edición Nº454
Critica Sur » Provincia » 4 dic 2017

consecuencias del acuerdo con nacion

Consenso fiscal: Tierra del Fuego expuesta al recorte de fondos nacionales y el default

A partir de la firma del pacto fiscal con Nación, Tierra del Fuego debe cumplir metas de ajuste que incluyen la reducción de personal, a través de un plan de retiro voluntario, y el congelamiento salarial. A esto se suma el déficit del sistema jubilatorio, que se comprometió a reducir drásticamente. “Quedaría, además, en la mira de sus acreedores externos, que podrían declararla en default y ejecutar sus regalías petroleras”, sostiene un análisis del diario La Nación.


A través de un artículo del matutino La Nación, la periodista Lucrecia Bullrich sostiene que las provincias ya empezaron a ajustar sus gastos para 2018.

“Las fórmulas van desde la reducción de personal hasta el congelamiento de salarios; buscan cumplir con las exigencias del pacto fiscal firmado con el gobierno nacional”, señala.

A modo de ejemplo, plantea el caso de Salta: “El primero en plasmar las reglas del recorte fue Juan Manuel Urtubey, ansioso por recuperar protagonismo entre sus pares después de la derrota en las elecciones legislativas”.

“El congelamiento de los salarios y de la contratación de funcionarios públicos es el corazón del ajuste en Salta. En la provincia, el paquete de ajuste incluye un plan de retiros voluntarios y la promoción de la jubilación de empleados”, indica.

Y menciona el caso de Tierra del Fuego: “Muy distinta es la situación en provincias como Tierra del Fuego, donde el pacto fiscal suma obligaciones a una coyuntura de crisis. En la provincia patagónica el personal administrativo ya no puede hacer horas extras y en el caso de los empleados operativos (un juez, un inspector) se las redujo a la mitad”.

La Nación recuerda que Tierra del Fuego integra el grupo de trece distritos que no transfirieron sus cajas de jubilación y que serán compensadas mientras avanza el proceso, aunque difícilmente al ritmo que pretende la Casa Rosada.

El traspaso tiene para todas las provincias afectadas un alto costo político.

El distrito fueguino sirve para graficar el peso del déficit y su impacto en la proyección de las finanzas locales a partir de la firma del acuerdo fiscal. Con un déficit de $ 2000 millones, si no lo reduce drásticamente como pactó con el Gobierno, no sólo sufriría el recorte de fondos nacionales para obras. Quedaría, además, en la mira de sus acreedores externos, que podrían declararla en default y ejecutar sus regalías petroleras”, explica la periodista.

Y agrega que “A ese panorama se suma algo que el gobierno de Rosana Bertone ya admitió públicamente: el año que viene no habrá aumentos salariales para el sector público”.

“Conflicto en puerta para una provincia en la que el 95 por ciento del presupuesto se destina al pago de salarios”, sentencia La Nación.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS