viernes 17 de agosto de 2018 - Edición Nº697
Critica Sur » Malvinas » 28 jul 2018

El proceso de identificación

Insólita pelea por las placas de los caídos en Malvinas que estaban en el cementerio de Darwin

Es por las placas de granito negro que llevaban las tumbas y que fueron retiradas al ser colocadas unas nuevas con los nombres y apellidos de cada identificado.


Pasaron sólo cuatro meses desde que una emotiva ceremonia en el cementerio de Darwin uniera a los familiares de los caídos en la guerra con Gran Bretaña. Entonces, las grietas que los separan en sus posturas y alineamientos políticos se pusieron a un lado. Y en dos aviones financiados por un empresario argentino, aquel 26 de marzo pasado, viajaron a Malvinas las familias de 90 fallecidos en 1982 que fueron identificados por la Cruz Roja hasta el momento, de un total de 121 restos.

Ahora, esas diferencias volvieron a aparecer y se manifiestan en una insólita pelea: unas familias, aliadas a un grupo de ex combatientes, buscan desbarrancar a la Comisión de Familiares de Caídos en la Guerra, y la acusan de "desmanejos" con las placas de los caídos que ya fueron identificados y que fueron traídas al continente.

Se pelean por las placas de granito negro que llevaban las tumbas y que fueron retiradas este año al ser colocadas unas nuevas con los nombres y apellidos de cada identificado.

En Darwin hay un un total de 230 tumbas. De ellas 122 estaban sin identificar con 121 restos. Llevaban la leyenda "Soldado Argentino Sólo Conocido por Dios". Hoy suman 92 los identificados.

Sus placas fueron traídas al continente y cambiadas por otras con los nombres y apellidos del caído. Quedan unas 30 de los que aún están sin localizar.

La sublevación del grupo que se bautizó como "Familiares por la identidad" ha generado un profundo malestar y temor entre los miembros de la Comisión de Familiares de Caídos en Malvinas, que tienen por ley la custodia y la administración del cementerio.

Son de hecho los únicos reconocidos en esta misión por el Congreso nacional desde 2004.

Su presidente, María Fernanda Araujo, afirma haber sufrido algunos ataques verbales de algunas familias.

El nuevo grupo que quiere correr a la Comisión y pidió una reunión "urgente" con el secretario de Derechos Humanos de la Nación Claudio Avruj. Quieren denunciar a la Comisión por "distribución a modo discrecional de las antiguas placas" que llevan la frase Soldado Argentino Sólo conocido por Dios.

Aseguran también que la Comisión distribuyó "nueve placas de las 92 que fueron reemplazadas, de las cuales tres están en poder de Julio Aro, una ha sido donada al RI Mec 7 (regimiento de infantería mecanizado 7)  Coronel Conde, en la ciudad de Arana, en provincia de Buenos Aires, otra fue entregada en la ciudad de Resistencia, Chaco, en el marco del encuentro de familiares de caídos que se realizó  hace algunas semanas y otras fueron enviadas a Neuquén, Salta, Lujan y Colón". Firmaron la carta Blasa Reyes y Norma Gómez, de Chaco. 

Aro es el ex combatiente que dirige la fundación No Me Olvides, de Mar del Plata y cuya tarea y negociación fue central en el proceso de identificación. Además reconocido por los gobiernos de Reino Unido y Argentina, y también por el Comité Internacional de la Cruz Roja.

El 15 de agosto volverá a recibir otro reconocimiento pero esta vez del Senado, junto a quienes trabajaron en este proyecto como Geoffrey Cardozo. El ex capitán del Ejército británico volverá al país. Fue el quien comandó los enterramientos de finales de la guerra en Darwin y quien guió a la Cruz Roja y al Equipo Argentino de Antropología Forense que trabajó en la identificación de los Caídos.

Aro confirmó que efectivamente tiene tres placas, suministradas por la Comisión con nota oficial. Una de las placas quedará en su fundación, otra irá al museo de Guerra de Londres. La otra a las Malvinas. 

Según afirmó la presidente de la Comisión de Familiares  las placas traídas de Darwin serán "entregadas por pedido de cada familiar del soldados que haya sido localizado, que la requiera, con nota a la Comisión de Familiares". Y señaló que cada una de estas será "traslada y entronizada en lugares emblemáticos a lo largo y ancho del país".

Cuando un familiar las reclame, las entregarán, sin embargo señalaron que hasta ahora ningún padre, madre o hermana lo ha hecho. Y que la idea con las que no reclamen, o la sugerencia es que sean exhibidas en lugares donde se recuerden para siempre y no olvidadas en un ambiente privado. Pero que cada uno decidiera lo que quiere hacer con las mismas.

La Comisión también es custodia de las viejas cruces que se levantaban en Darwin hasta que en 2004 el empresario Eduardo Eurnekian, presidente de Corporación América, renovó todo el cementerio y también financió el cenotafio que allí se levantó. Y es quien financió el viaje de los familiares del 26 de marzo pasado.

 

(Clarin)

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS